14. abr., 2019

LA TABARRA

Venimos a comer a este gastrobar que la verdad nos pilla en la otra punta de Madrid. Pedimos mesa en la terracita donde se estaba muy agradable. El local interior está bien, con una pequeñísima barra a la entrada con pocas mesas altas y al fondo pocas mesas bajas; es bastante pequeño. No puedo decir nada sobre la insonorizacion porque, como digo, comimos fuera. El servicio es amable al límite, nos abrieron y cerraron la sombrilla varias veces sin media queja ni malas caras!.  De aperitivo traen unas patatas chips, pero hechas por ellos, que fue de lo mejor de la comida. Para compartir pedimos: zamburiñas en salsa de vieira (8€) que estaban muy buenas; también ensaladilla rusa (9€) que estaba rica, sin más; alcachofas con lascas de ibérico (11€) que no me gustaron porque eran de lata (es un gastrobar donde creo que no deben tener cocina como tal), y es que si hay unas conservas que no soporto son las vegetales; y de platos principales roastbeef (que no valía gran cosa, super insulso y bastante seco), con salsa de mostaza y eneldo (13€) que era lo más rico del plato; steak tartar (16€) que sí preguntaron el nivel de picante pero, aún así, no estaba logrado ni de picante ni de sabor, incluso el picado de la carne no era de aspecto apetecible y le faltaba mucho sabor; matrimonio de anchoa y boquerón (12€) que no era excepcional. De postre tarta de queso y tarta de zanahoria; ambos postres muy flojos, maxime cuando son de mis favoritos y tengo mucho donde comparar. En resumen: muy buen sitio de barrio para comer si vives o estás ahi porque además los precios son muy ajustados, pero no me mereció la pena una visita ex profeso desde tan lejos.. Guzmán el Bueno, 50. 

5.5/10 €/€€€€.  http://www.latabarramadrid.com/ -Imagen relacionada-

VIDEO